No se como cambiar una llanta | ayuda no se cambiar una llanta | como cambiar una llanta

y ahora como rayos cambio mi llanta

¿Cómo cambiar una llanta en 10 sencillos pasos?

 

Aunque para muchos es una pesadilla, el cambio de un neumático no es misión imposible si se atienden ciertas recomendaciones y se realiza correctamente.

 

Antes de salir de tu auto, prende tus intermitentes y tus luces traseras, si estas en una curva, abre tu cajuela y busca como hacer una señalización, algo que sea llamativo (por si no traes reflectores o conos de señalamiento), pon el señalamiento a al menos 10 metros de distancia, para que el que lo vea reduzca la velocidad, para realizar el cambio de una llanta, el vehículo debe estar en un lugar plano, estable y seguro: “se necesita una superficie sólida y nivelada que evite que el auto se mueva”.

A continuación, conoce los 10 pasos que te permitirán cambiar una llanta de forma sencilla:

 

  1. Asegura el vehículo con el freno de mano o estacionamiento para evitar que se mueva, enciende las luces de emergencia y garantiza que no haya pasajeros dentro del vehículo durante este proceso.

  1. Coloca los triángulos de seguridad a la distancia establecida y utiliza el chaleco reflectivo.

  1. Verifica las herramientas necesarias para este proceso, entre ellas, llanta de repuesto en buenas condiciones de llenado y presión, asegura que tu auto no se mueva con un pedazo de madera (polín) por detrás y por delante de una rueda que no vayas a cambiar (o una piedra en su defecto), llave de cruz o tuercas que debe venir en la bolsa de herramientas junto a la llanta de refacción y un gato.

 

  1. Si vas a cambiar la llanta delantera se debe colocar la madera (o piedra) en la parte trasera y, si vas a cambiar la llanta trasera se debe colocar el taco en la llanta delantera.

 

  1. Afloja las tuercas de la llanta mientras el vehículo está aún en el suelo. Se giran en sentido contrario a las manecillas del reloj, sin quitarlas.

 

  1. Coloca el gato y levanta el vehículo. Todo vehículo tiene una parte pequeña en el chasis cerca de la rueda para poner dicha herramienta. Un hueco en la pestaña de la lámina bajo el estribo.

  1. Una vez levantado el vehículo, quita las tuercas y retira la llanta dañada.

 

  1. Ubica la llanta de repuesto en el centro, procede a poner las tuercas con tus dedos hasta que apriete de manera cruzada, (arriba, abajo, izquierda, derecha) pega la llanta al auto con tu rodilla para hacerlo más fácil.

 

  1. Baja el vehículo y termina de apretar las tuercas o tornillos con la llave que hayas usado.

 

  1. Retira el gato, guárdalo en la cambiar una llanta junto con todas las herramientas que hayas usado incluyendo la llanta que acabas de quitar (por si las dudas), orillas más tu auto, retiras tus señalamientos, los guardas y listo, puedes continuar con tu camino.

 

Recuerda que las llantas son uno de los componentes más importantes del vehículo, ya que brindan la estabilidad que requiere el mismo. Juegan un papel vital para la conducción ya que de ellas depende un correcto agarre en carretera, un frenado óptimo y la seguridad para evitar derrapes.

Si no cuentas con la herramienta o de plano piensas que no puedes hacerlo.

¡Tendrás que llamar a una vulcanizadora, la cual puedes encontrar aquí, llamar a un familiar o amigo que pueda ir donde tu estas, y que sepa hacerlo por supuesto!

Y no olvides poner tu señalamiento si estas un lugar con poca visibilidad o en una curva.

 

 

Califica y comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *